https://doi.org/10.25058/20112742.20

Juanita Barreto Gama
juanitamariabaga@yahoo.com
Universidad Nacional de Colombia

Ante todo quiero saludar a presentes y ausentes y dedicar estas palabras a todas las mujeres muertas por su condición de mujeres en su casa o en la plaza, a quienes han sido desplazadas por el conflicto armado en Colombia y a quienes nos dejaron su legado en la práctica cotidiana de las éticas del cuidado, caminando en la búsqueda de respuestas a la pregunta: «¿Qué sentido tiene la revolución si no podemos bailar?».